Temporada de verano 2013: La gente viajó, pero gastó poco y el balance es negativo


Los turistas cuidaron el bolsillo y las estadías fueron breves. Los comerciantes hablan de hasta un 30% menos de facturación que en 2012. Los rubros más golpeados, alojamiento, gastronomía y teatros.
Sol y expectativa. Ayer, en Mar del Plata, se sentía la llegada de gente por el fin de semana de Carnaval. Las autoridades esperan que febrero revierta la curva negativa de enero. /FABIAN GASTIARENA
 10/02/13

La expectativa era tan grande que quizás por eso la decepción fue tanta. La mayoría de los operadores turísticos confiaba en que la temporada 2013 sería record en todos los rubros, y sin embargo terminó siendo de las más flojas de los últimos diez años. Entre las nuevas costumbres de los turistas –viajes breves, poco gasto– y algunos precios exagerados está la explicación de lo que sucedió.

En Mar del Plata, entre septiembre y octubre del 2012 hubo un aluvión de reservas que hizo pensar en la gran temporada. A eso se sumó que cada vez se hacía más difícil conseguir moneda extranjera para salir del país. El escenario estaba listo para trabajar fuerte hasta Carnaval. Pero no fue así.

Mar del Plata tuvo este año competencia de otros destinos del interior, mucho más económicos, como Entre Ríos o los camping del Sur. Además el almanaque se cargó de feriados y eso modificó la forma de veranear: en muchos casos, la gente optó por pasar un fin se semana en La Feliz y escaparse luego a otro lado. Según el Ente Municipal de Turismo marplatense, durante enero pasó 2,5% menos de gente que en enero del año pasado. El tiempo tampoco ayudó: apenas hubo siete días de playa en todo el mes.

“Enero fue flojo en toda la Costa Atlántica, no sólo en Mar del Plata. El problema lo generaron las medidas económicas, pensábamos que serían favorables al turismo interno, pero con la diferencia que existe entre dólar blue y oficial la gente eligió salir del país”, explicó Miguel Angel Donsini, presidente de la Cámara de Martilleros y Corredores Públicos de Mar del Plata. Los restoranes, según estimaciones del sector, estuvieron hasta 30% por debajo del año pasado en facturación, aunque hubo mucho movimiento en pizzerías, locales de comida rápida y tenedor libre.

El teatro también lo sintió. “Arrancamos 50% por debajo respecto del 2012 y las proyecciones no son las mejores. La tendencia es en baja”, disparó Carlos Rottemberg, que lleva 38 diciembres estrenando temporadas sin pausa. Rápido de reflejos, el gobierno bonaerense salió a subsidiar a las compañías y ofrecer entradas 2×1 para febrero. Pero al mismo tiempo los recitales gratuitos organizados también por la Provincia no paran de convocar multitudes en Las Toscas. La primera opción fue, todo el verano, aquello que se ofrece sin costo.

También en Pinamar esperaban una gran temporada, tras septiembre y octubre, cuando muchos veraneantes reservan casas. Pero a fines de diciembre, las plazas hoteleras y muchas casas que no se habían ocupado seguían libres. Si hoy se habla de fracaso es más por la decepción que se produjo luego de ese primer envión de alquileres que nunca terminó de consolidarse. ¿Qué pasó? Igual que en Mar del Plata, las estadías por quincena o por mes son cada vez menos habituales, y en cambio hay más escapadas de fin de semana (en esos días siempre hubo más del 90% de ocupación). Pero además, los precios de los bienes de consumo también modificaron hábitos. Aún en las playas de mayor poder adquisitivo como Cariló, los almuerzos este verano se hacían en la carpa o se compartían las porciones. Las bebidas se compraban en los paradores más baratos, y se caminaba para buscar el precio más bajo.

“El consumo se redujo 20 o 30%. En los mejores pronósticos, se recaudó lo mismo del año pasado, aunque por la inflación eso representa un retroceso”, dijo el encargado de un restaurant de la calle Bunge. “Pinamar es un destino de sol y playa, tenemos que trabajar para lograr un turismo estable, todo el año, y no de un mes y medio”, explicó Alfredo Baldini, secretario de Turismo, ya pensando en el 2014.

Pero Córdoba también retrocedió. Según fuentes del municipio, en Villa Carlos Paz, en promedio, el verano 2013 fue peor que el 2012 y la caída en cantidad de turistas se estabilizó en el 25%.

 

Fuente: clarin.com

One Comment on “Temporada de verano 2013: La gente viajó, pero gastó poco y el balance es negativo

  1. Cuando los empresarios del sector turistico en toda la costa, aprendan a tratar bien al turista las cosas podrian ser distintas, por ejemplo la infraestructura hotelera de mar del plata no es de lo mejor, salvo muy pocos establecimientos, los concesionarios de las carpas se piensan que estan en Ibiza, me refiero a los precios.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: