Mar del Plata: Los indicios que generan expectativas para la segunda quincena


MAR DEL PLATA.- Después de cuatro días grises y frescos salió el sol, y eso ya es un gran motivo para celebrar. Hay más buenas noticias: hasta el próximo sábado, sin baches, habrá temperaturas máximas de 28 a 32 grados. Los trenes desde Plaza Constitución llegan con pasaje completo. Y las rutas estuvieron algo más activas estos últimos dos días en sentido a la costa.

Ahora queda esperar y ver si con estas piezas y algunas más se arma la siempre muy esperada y rendidora segunda quincena de enero, escenario de los mejores momentos de cada temporada. Sobre todo luego de estas dos primeras semanas del año que reflejaron en cifras oficiales un 40% menos de ingreso de turistas que en mismo período del año pasado.

Durante los 15 días iniciales de este mes, arribaron a Mar del Plata 381.092 visitantes, un 40% menos que el año pasado
Durante los 15 días iniciales de este mes, arribaron a Mar del Plata 381.092 visitantes, un 40% menos que el año pasado Fuente: LA NACION – Crédito: Mauro V. Rizzi

De acuerdo a datos publicados por el Ente Municipal de Turismo, durante los 15 días iniciales de este mes arribaron a Mar del Plata 381.092 visitantes. Representa una caída del 40% con respecto a los 642.128 que vacacionaron aquí durante la primera mitad de enero de 2020.

Este verano en pandemia, además de ofrecer menor cantidad de visitantes, también expone una significativa disminución de los niveles de consumo, con lo que los comerciantes y prestadores de servicios andan entre penurias.

La hotelería no logra superar el umbral del 30% de reservas para estos días. Apenitas por encima andan en el sector inmobiliario, donde en algunos casos tuvieron que reflotar precios de la temporada pasada para volverse competitivos y con posibilidades de alquilar frente a la enorme oferta de propiedades sin ocupar.

“Los que se iban eran pocos y los que llegaban también, pero vino más gente de la que se fue”, confirmó a LA NACION el martillero Rodrigo Sanz, responsable de una de las principales inmobiliarias que opera con alquileres de temporada.

Más allá del rendimiento que se logre, resaltó esta posibilidad de “tener temporada”, una chance que estuvo en riesgo hasta bien entrada la temporada. “Sabíamos que esto iba a ser más o menos así y ahora nos queda seguir trabajando bien con los protocolos y los cuidados”, agregó, a la espera de mejores resultados.

Turismo espontáneo

El pronóstico meteorológico, más que alentador para los próximos días, despertó mejores expectativas luego de un arranque de año en el que se colaron más jornadas nubladas y ventosas de las deseadas. El mejor ejemplo se vivió este último fin de semana, que se vivió entre cielo encapotado y algunos chaparrones.

En los rubros de alojamiento coinciden en que es muy poco el turismo que se está moviendo con reserva previa y es mayoría el que arriba de manera espontánea, sin aviso previo. Y en eso puede definir mucho esta certeza de una ventana de buen tiempo que permita disfrutar de la playa.

La hotelería no logra superar el umbral del 30% de reservas para estos días
La hotelería no logra superar el umbral del 30% de reservas para estos días Fuente: LA NACION – Crédito: Mauro V. Rizzi

A favor también juega que los indicadores de contagios de coronavirus en la ciudad y el distrito dejaron de crecer. Es una primera buena señal. Hoy el promedio está por encima de los 200 casos diarios, poco más de 40% por debajo de los registros que se dieron hasta hace poco más de una semana. Se cree que ese repunte fue impacto directo -y ya superado- de las reuniones previas y durante las fiestas de fin de año.

Mar del Plata, en este contexto de pandemia y restricciones, se quedó sin aquellos eventos convocantes que funcionaban como un imán para visitantes. No hay espectáculos deportivos, los artísticos están muy limitados y la propuesta teatral no solo es de pocos títulos sino que ya perdió algunas obras que tuvieron que despedirse pronto por falta de espectadores. “Una fiesta electrónica te completaba los hoteles de cuatro y cinco estrellas, y algo más también”, contó a LA NACION un operador del rubro que este verano nunca pudo ver ocupadas al mismo tiempo más de la mitad de las habitaciones de su establecimiento.

Federico Scremin, presidente del Emtur, confirmó la merma de visitantes en este arranque de 2021 pero aclaró que es muy difícil comparar registros anteriores con los de este verano en pandemia. Fijó como prioridad “cumplir protocolos y dar certezas” a los que elijan Mar del Plata como destino. Y resaltó que, de acuerdo a registros del ente a su cargo, el promedio de pernocte fue de siete noches, algo mejor que en temporadas pasadas.

A estas playas llegaron este año 95 ómnibus de larga distancia por día, apenas un tercio del volumen que se movía en igual fecha de 2020
A estas playas llegaron este año 95 ómnibus de larga distancia por día, apenas un tercio del volumen que se movía en igual fecha de 2020 Fuente: LA NACION – Crédito: Mauro V. Rizzi

La merma de viajeros se refleja en números concretos y oficiales. Siempre a partir de datos aportados por el municipio, a estas playas llegaron este año a razón de 95 ómnibus de larga distancia por día, apenas un tercio del volumen que se movía en igual fecha de 2020.

Con los aviones pasó algo similar. En enero pasado Mar del Plata recibió un total de 131 vuelos durante las primeras dos semanas del año pasado. Durante esta primera semana solo 51 aeronaves tocaron pista en el Aeropuerto Ástor Piazzolla.

Por: Darío Palavecino

Mar del Plata: este verano, por primera vez los alquileres respetaron el valor de referencia


Mejora la temporada

Las expectativas para la segunda quincena del mes son muy buenas. Hay departamentos dos ambientes por 24 mil pesos. El número de contagios baja.

Buenas perspectivas para la segunda quincena y con buenos precios. Foto Marcelo CarrollGuillermo Villarreal

20/01/2021 – 6:01

Actualizado al 20/01/2021 18:04

“Me pongo en el lugar del turista”, analiza el martillero con cuatro décadas en el medio. Sigue: “Entonces miro: primero el índice de contagiados, si sube o baja; después leo el pronóstico para los próximos días y por último me fijo si desde el Gobierno no tiran una de esas frases que te dejan temblando. Luego, veo si viajo o no”.

Así, según el método del martillero, las perspectivas para lo que queda de enero en Mar del Plata parecen ir aclarándose para las semanas que históricamente son las más fuertes de las temporadas de verano.

Es que la ecuación, de momento, cierra: los contagios en la ciudad vienen en baja hace días, no más de doscientos diarios (40% menos que hace un par de semanas) y un número similar de recuperados; el pronóstico es de lo más atractivo: días de sol y temperaturas promedio de 30°, y la posibilidad de que las medidas restrictivas se incrementen (cierre de negocios anticipado o circulación prohibida), al parecer, no está en la agenda inmediata.

El paisaje mejora si se tiene en cuenta un dato relevante para el viajero: los precios de los alquileres son los mismos que se habían anunciado en septiembre. La oferta dejó el tarifario de los alquileres de temporada en valores “a la baja”.

Día de playa y vendedora con tapabocas, la nueva normalidad. Foto Marcelo Carroll

“Se escucha todo”, explica Miguel Angel Donsini, agente inmobiliario presidente del Colegio de Martilleros marplatense, quien entiende que el buen panorama para los próximos días podría derivar en una ocupación del 45%. Hoy, ocupación y reservas previstas se ubican en torno al 30%.

Explica Donsini que los valores lanzados en septiembre, cuando no se sabía si la temporada al fin se pondría en marcha, son los que se aplican en estos días.

No suele ocurrir. Los números que los martilleros revelan en primavera se alteran y mucho en verano. Este año no hubo margen para incrementar los valores. 

Hay departamentos de un ambiente por 24 mil pesos para dos semanas; de tres ambientes de 30 a 35 mil, aseguran los agentes inmobiliarios marplatenses. “Si los divide por día y por personas, son valores muy bajos”, saca cuentas Donsini.

Rodrigo Sanz, titular de una reconocida inmobiliaria que opera con alquileres de temporada, entiende que “hay una oferta insatisfecha y sobre esa oferta, ante la búsqueda, empiezan a aparecer oportunidades”. Pero asegura que no es la tendencia.

“Cuando hicimos los planes pensamos en una baja demanda, y es lo que sucede hoy. Uno sentado aquí, en el frente de batalla, pretende lo máximo, pero no hay que enloquecerse porque no ocurrirá, y es sano que no ocurra”, explica Sanz.

Por eso, sugiere “pensar en una Mar del Plata de un 35% de ocupación, con todos los cuidados y protocolos, y trabajar para ofrecer lo mejor que tenemos”. 

Temporada en Mar del Plata 2021 Foto Marcelo Carroll

Según explicó, un buen número de propiedades quedaron cerradas, en general departamentos chicos, de uno o dos ambientes, “eso tiene que ver con el público que tiene Mar del Plata, compuesto un 50% por la clase trabajadora, la que más padeció el invierno”. 

“Para ser optimista, hay que pensar que en septiembre no teníamos temporada, y hoy la tenemos. En octubre para acercarnos al agua había que meterse al mar, mediante una escuela de surf, que es lo que estaba autorizado. No se podía ni tomar mate en la playa”, recuerda la postal de no hace tanto tiempo, de playas desoladas.

Los martilleros consultados por Clarín coinciden en que el turista necesita “certidumbre” para elegir el destino de sus vacaciones, y para eso es clave “que haya calma en la información”, dijeron en referencia al rumor que sonaba fuerte semanas atrás, cuando los contagios iban en aumento y se decía que la temporada podría cerrarse.

“Ahora estamos bien, y con buenas noticias: se planificaba dónde mudar a los enfermos, y eso no ocurrió. Toda cuestión de Covid se resuelve sin problema. Es una temporada tranquila”, entiende Sanz.

Las fotos de la temporada en las playas argentinas en medio de la pandemia

Igual que un operador inmobiliario de una oficina del centro, sobre la calle Corrientes, los martilleros no tienen datos sobre lo que puede ocurrir en febrero.

“El año pasado en enero teníamos alquilado algunas semanas para febrero, hasta marzo también, pero ahora se manejan plazos cortos”, explicó el operador.

Se requiere tramitar un permiso de viaje y saber qué puede pasar en lo inmediato. “Se planifica a corto plazo, por eso las reservas se dan sobre la marcha

Fuente: https://www.clarin.com/sociedad/mar-plata-verano-primera-vez-alquileres-respetaron-valor-referencia_0_yC6wf2kn7.html

Comenzó la segunda quincena de Mar del Plata: no subieron las reservas pero crece la expectativa por el turismo de fin de semana


El recambio vacacional no mejoró las cifras en La Feliz y afianzó una tendencia que se observa desde el inicio de temporada

autor

Por Mauricio Luna17 de Enero de 2021mluna@infobae.comMar del Plata transita la temporada con una baja notable en cuanto a la llegada del turismoMar del Plata transita la temporada con una baja notable en cuanto a la llegada del turismo

Lejos del pesimismo, la tristeza o la resignación, quienes viven y necesitan económicamente la temporada turística en Mar del Plata afrontan este verano con hidalguía. El optimismo y la incertidumbre que este sector expresaba en diciembre se convirtió, con las dos primeras semanas de enero consumadas, en un acostumbramiento que poco tiene que ver con lo que año tras año exhibe La Feliz.

En esta temporada, crítica en cuanto a los números, con bajos índices de alquileres y reservas, caída de más del 50% en el consumo, y el agregado de una restricción nocturna que afecta la oferta gastronómica, no sorprendió que el cambio de quincena -de un mes históricamente fuerte como enero- no expresara un mayor arribo turístico a la ciudad.

Sin embargo, los comerciantes, hoteleros y dueños de casas y departamentos, no transitan sus días inmersos en quejas o lamentos. Conscientes de la realidad, agradecen en algún punto que la temporada se esté desarrollando y que el escenario no sea peor. Y dentro de este contexto, se destaca que los sábados y domingos el porcentaje de alquileres, reservas y consumos se muestra en alza. Y auguran que esta tendencia se incremente en los próximos.

“Vamos al mismo ritmo, flojo, caída del 70% respecto al año anterior. No hay llegadas a la ciudad sin reservas. El cambio fue tranquilo porque también se anunció que iba a llover, que iba a estar feo, y mucha gente ante ese clima decide no venir”, explicó Rodrigo Sanz, integrante de la Comisión de Turismo del Colegio de Martilleros de Mar del Plata, a Infobae.El turismo marplatense se incrementa durante los fines de semanaEl turismo marplatense se incrementa durante los fines de semana

“Las reservas de los departamentos grandes fue con anticipación. Por ahí los departamentos chicos están más desocupados porque suelen ser alquilados por personas o familias que están en una situación económica más apretada. El turismo ha golpeado muy fuerte a la clase trabajadora, que son el 50% de nuestros turistas”, agregó Sanz.

Una de las preocupaciones que mantiene el sector hotelero está directamente relacionada los hoteles de una y dos estrellas, los que menos reservas registraron durante el verano y quienes acarrean deudas y compromisos que nacieron con la pandemia y se agravaron ante estos índices negativos.

Es un enero muy malo en cuanto a la actividad turística. Vivimos un muy buen fin de semana largo que fue el del 8 de diciembre, eso nos dio esperanzas porque era el comienzo. Pero después cayó mucho, tenemos un 40% como pico de reservas y baja al 20/25% durante los días de semana. Son números que no alcanzan para cubrir los costos que tenemos”, explicó Eduardo Palena, vicepresidente de la Asociación Empresaria Hotelera Gastronómica (AEHG) de Mar del Plata, a Infobae.

Palena, dueño del Hotel República, manifestó que “tenía la esperanza de cubrir deudas por los nueve meses que estuvimos cerrados en 2020, sabíamos que no iba a ser un buen verano. En un enero ‘normal’ deberíamos estar en un 85%. La temporada pasada yo tuve una capacidad del 95%”.Los sábados y domingos las reservas y los alquileres aumentan entre un 15% y 20% respecto a los días de semanaLos sábados y domingos las reservas y los alquileres aumentan entre un 15% y 20% respecto a los días de semana

“La ocupación es baja pero coherente con el año que vivimos. Las playas ya bastante ocupadas están, no puede estar desbordadas. La demanda es baja pero tiene que ver con la temporada”, remarcó Sanz.

Mar del Plata había sufrido una significativa caída de reservas en hoteles y departamentos. “Influyó mucho ese rumor, porque durante esos días que hubo incertidumbre también ocurrieron muchas cancelaciones”, contó Palena.

La iniciativa que decretó el gobierno nacional, la cual se enfoca en todas las actividades comerciales, gastronómicas, artísticas y recreativas, implica el cierre total de estos lugares entre la 1 y las 6 de la mañana.

La situación es similar para los comerciantes. Aquellos que se dedican a la venta de indumentaria no desconocen que un gran porcentaje de los turistas que arriban a Mar del Plata llega con el dinero contado y que cualquier excedente posiblemente no se refleje en más compras. Sucede lo mismo con los empresarios gastronómicos, quienes invirtieron para remodelar y ampliar sus locales para así garantizar los procotolos sanitarios y que la gente consuma sin miedos.

Ayer, este medio reveló que un informe del Departamento de Estudios Económicos y Sociales (DESE), de la Unión del Comercio, la Industria y la Producción (UCIP) de Mar del Plata, indicó que el 86% de las actividades que se realizan habitualmente en la ciudad se consideran poco o nada afectadas por la nueva medida que rige desde el lunes 11 de enero.En la vía pública y los espacios comunes el uso de barbijo es obligatorioEn la vía pública y los espacios comunes el uso de barbijo es obligatorio

“Esta es una visión parcial, tomada por encuestas en donde le preguntan a cada comerciante cómo le afecta. Claro, en forma directa a muchos no les afecta porque están fuera del horario de restricción. Pero en forma indirecta sí. Este tipo de cierres y cortes de horarios alteran las decisiones de mucha gente que quiere veranear o visitar la ciudad”, indicó Fernando Muro, secretario de Desarrollo Productivo e Innovación de Mar del Plata.

En relación a la temporada que vive La Feliz, Muro completó: “Cuando se habla de restricción, cambia la expectativa de una persona que quiere hacer un viaje. Y eso altera sus decisiones y de forma indirecta afecta a toda la economía”.

Fotos: Christian Heit

Las reservas y los alquileres en Mar del Plata no superan el 30%: “Sabíamos que no iba a ser un buen verano”


Referentes hoteleros e inmobiliarios aseguran que sólo se observa un leve repunte durante los fines de semana: “Tenemos temporada y debemos cuidarla”, sostuvieron

autor

Por Mauricio Luna12 de Enero de 2021mluna@infobae.comCompartir en FacebookCompartir en TwitterEn Mar del Plata aspiran a sostener estos números y que repunten lo máximo posible durante el fin de semanaEn Mar del Plata aspiran a sostener estos números y que repunten lo máximo posible durante el fin de semana

El 19 octubre de 2020, el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, confirmaba la temporada de verano “con protocolos, aplicaciones y responsabilidad”. La expectativa que nació aquel día entre los referentes hoteleros e inmobiliarios de Mar del Plata no se asemeja al sentimiento que los atraviesa por estas horas, en donde las cifras de reservas y alquileres continúan estancadas.

En números, ni las reservas hoteleras ni los alquileres de casas o departamentos superan el 30% de sus capacidades. Durante los fines de semana que acontecieron, el repunte alcanzó el 40%. Y allí se frenó.

“Es un enero muy malo en cuanto a la actividad turística. Vivimos un muy buen fin de semana largo que fue el del 8 de diciembre, eso nos dio esperanzas porque era el comienzo. Pero después cayó mucho, tuvimos un 40% como pico de reservas y bajó al 20/25% durante los días de semana. Son números que no alcanzan para cubrir los costos que tenemos”, explicó Eduardo Palena, vicepresidente de la Asociación Empresaria Hotelera Gastronómica (AEHG) de Mar del Plata, a Infobae.

El empresario, dueño del Hotel República, sostuvo que “tenía la esperanza de cubrir deudas por los nueve meses que estuvimos cerrados en 2020, sabíamos que no iba a ser un buen verano. En un enero ‘normal’ deberíamos estar en un 85%. La temporada pasada yo tuve una capacidad del 95%”.Los balnearios también sufren la crisis sanitaria: los alquileres de las carpas y sombrillas mantienen cifras muy bajasLos balnearios también sufren la crisis sanitaria: los alquileres de las carpas y sombrillas mantienen cifras muy bajas

La situación adversa también se refleja en los alquileres de casas y departamentos. Rodrigo Sanz, integrante de la Comisión de Turismo del Colegio de Martilleros de Mar del Plata, precisó a Infobae que “la ocupación continúa baja si la comparamos de manera interanual. Pero hay que pararse en el lugar que estamos. En septiembre temíamos no tener temporada. Ahora, en la trinchera queremos hacer todo, pero tenemos temporada y tenemos que cuidarla”.

Sanz destacó que “la ocupación es baja pero coherente con el año que vivimos. Las playas ya bastante ocupadas están, no puede estar desbordadas. La demanda es baja pero tiene que ver con la temporada”.

El sector inmobiliario expresa una cifra similar a la de los hoteleros: las reservas apenas superan el 30%. “Los departamentos que más quedaron desocupados son los de un ambiente o dos ambientes; los de tres o cuatro ambientes fueron alquilados con anticipación. No es muy fácil conseguir un departamento de categoría en alquiler”, detalló Sanz.

También remarcó que “los alquileres deben cumplir con un protocolo y los grupos de jóvenes no lo cumplen porque no son convivientes. A los que más les preocupa esta restricción nocturna es a ellos. Es el deseo de los chicos poder divertirse”.Los números correspondientes a las reservas y los alquileres continúan estancadosLos números correspondientes a las reservas y los alquileres continúan estancados

Hace una semana, este medio contó que ante el temor de que impusieran restricciones (hecho que terminó sucediendo), Mar del Plata había sufrido una significativa caída de reservas en hoteles y departamentos“Influyó mucho ese rumor, porque durante esos días que hubo incertidumbre también ocurrieron muchas cancelaciones”, contó Palena.

La iniciativa que decretó el gobierno nacional se enfoca en todas las actividades comerciales, gastronómicas, artísticas y recreativas. La restricción implica el cierre total de estos lugares entre la 1 y las 6 de la mañana.

“Hoy estoy luchando para poder llegar a cubrir los costos del mes. Lo que estamos haciendo es solicitar a nivel municipal, provincial y nacional ayuda. Que extiendan los ATP que se cortaron este mes. No eran para nada suficiente pero sí una ayuda para pagar salarios”, específico Palena.

El empresario hotelero sentenció: “Si sigue así la ocupación y no hay ayuda a nivel estatal, más de la mitad de los establecimientos va a cerrar. Es muy grave la situación, es complicado, muy largo. ¿Qué establecimiento puede durar 9 meses sin ingresos? No es ilógico lo que estamos pidiendo”.

“Nunca entendimos que iba a ser mucho mejor la temporada. El turismo en Europa tuvo una caída del mismo porcentaje, y allá están en una condición económica mejor que la nuestra. Buscamos llamar a la reflexión del cuidado individual. Porque aquí acogemos al público trabajador. Y los laburantes son los más golpeados por esta pandemia. Sinceramente hoy no tenemos grandes expectativas o esperanzas de que crezca el turismo, pero sí de que se mantenga”, completó Sanz.

Fotos: Christian Heit

En Mar del Plata son optimistas para la temporada 2021: cuánto cuestan los alquileres y qué se necesita para ingresar a la ciudad


A pesar de que las reservas en casas y departamentos disminuyeron casi un 70% respecto al último verano, las autoridades locales perciben que el turismo se incrementará con el correr de las semanas

autor

Por Mauricio LunaMar del Plata se prepara expectante para una temporada atípica y novedosaMar del Plata se prepara expectante para una temporada atípica y novedosa

Quienes habitan Mar del Plata y esperan con ansias la llegada del turismo dibujan un panorama complejo: las playas no están llenas como acostumbran los diciembres ni las calles tan transitadas como se espera cada verano. Sin embargo, sobra el optimismo dentro una significativa caída en cuanto a los alquileres, en donde las reservas de casas y departamentos apenas superan el 30% en relación a lo conseguido durante el verano pasado.

“No nos sorprende porque tiene que ver con lo que pasó en Europa y en todas partes del mundo. La gente no está bien, sigue angustiada por el coronavirus y en los medios se exhibe cómo aumentaron los contagios en estas últimas semanas. Nosotros entendemos que esta caída de casi el 70% responde a tres cuestiones: que la temporada de verano recién se confirmó en noviembre y que aún persiste la incertidumbre y la crisis económica”, dijo a Infobae Rodrigo Sanz, integrante de la Comisión de Turismo del Colegio de Martilleros de Mar del Plata.

En un contexto normal, La Feliz ya hubiese cubierto todas las reservas de la primera quincena de enero y casi la totalidad de la segunda. Como contrapartida de las dudas y vacilaciones que persisten en los turistas, las autoridades marplatenses creen que el “día a día” de la temporada regirá un verano diferente, el cual se irá acomodando a partir de las especulaciones sanitarias y podría crecer con el avance de las semanas.El uso de barbijo es indispensable para circular por la vía públicaEl uso de barbijo es indispensable para circular por la vía pública

En cuanto a las certezas, Sanz fue contundente: “Las casas que tienen pileta en Sierra de los Padres y Mar del Plata están casi todas alquiladas. Hoy por hoy hay mucha oferta de departamentos de uno, dos y tres ambientes. De un ambiente hay alquileres que van de los $23 mil a los $50 mil, dependiendo las comodidades y la ubicación. De dos ambientes arrancan en los $27 mil y la cifra puede llegar a los $60 mil. En cuanto a los tres o cuatro ambientes tenemos un monto inicial de $35 ó $40 mil y el mismo se puede llegar a duplicar dependiendo la unidad”.

Una de las principales preocupaciones que perciben las inmobiliarias en los turistas está íntimamente relacionada con el COVID-19. La misma tiene que ver con un posible rebrote y con qué sucederá con el dinero invertido en el alquiler en el caso de que esto sucediera“La devolución está planteada: si se llega a cerrar la ciudad por un masivo aumento de los contagios, se devolverá el 90% del alquiler”, indicó Sanz.

Por lo bajo, desde el Ejecutivo local consideran que la situación sanitaria en Mar del Plata no se desbordará y para ello trabajan en uno de los aspectos que sí preocupan y mucho a las autoridades: las fiestas clandestinas que en mayor medida protagonizan y llevan a cabo los jóvenes.

Los dueños de los departamentos y las casas les están alquilando únicamente a familias y a parejas. Deben firmar una declaración jurada en la cual se deben incluir los nombres y apellidos de quienes van a ser parte de las vacaciones”, sostuvo Sanz.

Mar del Plata dispuso que quienes lleguen a la ciudad cuenten con un certificado de verano como requisito único y obligatorio. El plazo para completar el trámite es de dos días corridos de antelación a la fecha de ingreso.En Mar del Plata fortalecerán los controles en las playas y en los comercios En Mar del Plata fortalecerán los controles en las playas y en los comercios

Se debe llenar el formulario -con carácter de declaración jurada- y allí incluir los datos personales, dirección del hotel, casa o departamento de residencia, medio de transporte en el que se arriba a la ciudad, fecha de llegada y de regreso. Vale destacar que se completa una única solicitud por grupo turístico (familia, pareja o amigos) con los datos de cada persona.

Luego se otorgará un número de trámite mediante el cual se podrá consultar el estado del certificado. Al aprobarse la solicitud, se recibe en el correo electrónico la comunicación y el link de descarga del permiso para imprimir o para guardar.

Para impulsar la llegada del turismo, los gastronómicos decidieron sostener los valores dispuestos en diciembre y reconfiguraron sus salones en terrazas más amplias y en espacios más extensos. Por la intervención del gobierno local, los bares y restaurantes pudieron expandirse con estructuras de madera que permitieron ganarle metros a las veredas y así respetar el distanciamiento social al aire libre.

Todos los turistas deberán respetar el uso de barbijo y las medidas dispuestas por el gobierno de la provincia de Buenos Aires para transitar los lugares comunes.

Fotos: Christian Heit

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: