El mapa de las inversiones turísticas en argentina.


El país vive un excelente momento en relación a las obras en infraestructura, hotelería y servicios. Un detalle de lo hecho y de lo que está por venir.
El mapa de las inversiones turisticas en la Argentina

“La inversión realizada en los últimos años en construcción de establecimientos hoteleros ha alcanzado un record histórico y, de acuerdo a los datos recabados, se prevé que durante el año 2011 el nivel de crecimiento de la actividad se mantendrá ya que muchos proyectos hoteleros serán llevados a cabo”. El dato, brindado por el MINTUR, sirve de ejemplo para explorar las inversiones turísticas en el país. Mensajero consultó a la Dirección de Inversiones Turísticas y a algunos referentes de las provincias para saber cuál es el panorama, el balance y los proyectos de una actividad fundamental para el desarrollo del turismo a nivel nacional.
Según un informe de la Subsecretaría de Desarrollo Turístico al que este medio pudo acceder, en la actualidad se encuentran en construcción cerca de 190 nuevos establecimientos de alojamiento turístico en todo el país, por un monto total de inversión que asciende a los 4.092 millones de pesos, demostrando que el sector sigue siendo estratégico a la hora de tomar decisiones por parte de los inversores. En lo que va del año, de los 4.092 millones de pesos que se están invirtiendo en construir nuevos establecimientos, 3.602 millones de pesos corresponden a emprendimientos que serán inaugurados bajo franquicias o management de cadenas internacionales, mientras que las cadenas nacionales están invirtiendo 317 millones de pesos y los empresarios independientes 573 millones de pesos.
La región Buenos Aires registra el 73% de la inversión total del país. Le sigue la región Norte con el 14%, el Litoral con 8%, Centro con el 3%, y Patagonia y Cuyo con 2% cada una.
En cuanto al origen de las inversiones que se están realizando en las diferentes regiones de nuestro país, aquellas que serán inauguradas bajo nombres de cadenas internacionales ocupan el primer lugar en Buenos Aires (84%). Por su parte, las cadenas de origen nacional lideran las regiones de Buenos Aires (39%) y Centro (30%), y por último, los empresarios independientes registran el mayor porcentaje de inversiones en la región Litoral (48%).

Buenos Aires, eje de las inversiones
Según el Ente de Turismo de la Ciudad de Buenos Aires, la inversión en la industria desde 2008 hasta el año pasado tuvo un alza en la zona del 133%, al haberse sumado unos 1124 millones de dólares en construcción de hoteles. El año pasado, las inversiones en nuevos hoteles sumaron 1.825 millones de dólares en todo el país, de los cuales el 30%, u$s 547,5 millones, se destinaron a Buenos Aires.
Dentro de este contexto, de aquí al 2013 se inaugurarán en la Capital 36 hoteles, entre ellos uno considerado de 6 estrellas, para lo cual se invertirán unos 490 millones de dólares. Estos megaemprendimientos se concentrarán en los barrios de Palermo, Puerto Madero, Recoleta y en el centro, principalmente. De esos 36, 20 se inaugurarán antes de fin de año, mientras que los 16 restantes serán entre principios de 2012 y 2013.
El perfil de las nuevas inversiones hoteleras en la ciudad incluye desde emprendimientos de cuatro y cinco estrellas -habrá cinco de este tipo- hasta el recientemente anunciado seis estrellas Mayan Resort, en las inmediaciones del Dique 1 de Puerto Madero, que proyecta abrir sus puertas en julio del 2013.
En tanto, entre el resto de las inversiones proyectadas predominan los hoteles cuatro y cinco estrellas, entre los que se destacan la construcción del Alvear Art Hotel, en Suipacha 1036; el St. Regis, en Cecilia Grierson al 200; el Alvear Hotel & Residences, en Aimé Painé 1100, y el mencionado Mayan Resort. Todos estos hoteles representan para la ciudad una inversión total de 250 millones de dólares. Por otra parte, la firma Design Suites abrirá en 2012 el Hotel Boca Juniors en la calle Tacuarí, en San Telmo, el primer hotel temático de fútbol construido en el mundo.
En cuanto a la Provincia de Buenos Aires, la Directora de Prensa de la Secretaría de Turismo, Mariela Carnino, destacó a Mensajero la construcción del Estadio Único de La Plata como el emprendimiento más grande en la provincia en los últimos años, al tiempo que hizo hincapié en la mejora de las rutas al Atlántico. “Ya se están licitando todas las autovías: en 10 años la idea es hacer que todas las rutas a la costa sean doble vía”. Además, aseguró que se está construyendo un hotel 5 estrellas frente al Teatro Argentino, y que hay 7 empresas interesadas en este tipo de inversión y que se están analizando los lotes. En tanto, en Mar del Plata se invertirán 13 millones de pesos para la edificación de la terminal de cruceros de la ciudad balnearia, y ya se puso en marcha el plan de licitación para desarrollar la Escollera Norte.
Según Carnino, Provincia otorga dos beneficios fundamentales a los potenciales inversores turísticos. Primero, un descuento en Ingresos Brutos para los emprendimientos de desarrollo inmobiliario destinado a hoteles de hasta 15% de bonificación, subsidiado entre el Ministerio de Economía y el Ministerio de Producción provincial. Segundo, la ayuda de la Agencia Invierta Buenos Aires, creada este año, que genera un mecanismo de financiación y servicios para potenciar proyectos en sectores estratégicos de la provincia, y desburocratizar las iniciativas del inversor.

Emblema patagónico

Sebastián Caldart, Presidente de NeuquenTur, informó a Mensajero que se incrementó casi el 25% la planta hotelera en la provincia, destacándose la construcción del Long Suite de Chapelco y el aumento de las hosterías en la zona norte. “A los inversores le otorgamos los beneficios de la ley 2677 de Promoción, que les otorgan tierras fiscales, exenciones de los impuestos provinciales, y subsidios a tasas bajas en créditos: subsidiamos hasta 6 puntos porcentuales”, agregó.

Santa Fe y Córdoba
Gustavo Reggiani, secretario de Turismo de Santa Fe, señaló la importancia de “la construcción del Complejo Calcará y del Casino de Rosario, la apertura de hoteles de 4 o 5 estrellas en esta última ciudad, el establecimiento de hosterías en toda la provincia, principalmente en el centro oeste, la cuenca lechera, y el crecimiento en ciudades importantes de restaurantes”. Para atraer las inversiones, la provincia tiene una Ley de Promoción apuntada a la hotelería y la gastronomía, con exenciones impositivas y líneas de créditos blandas con entidades financieras que tienen acuerdos con la provincia. Además, destacó que “se está llevando adelante la creación de una corporación financiera provincial que justamente apunta a generar las condiciones de inversión”. “Antes de iniciar la búsqueda de inversores, primero debemos tener datos estadísticos y bases históricas en cuanto al turismo”.
Gustavo Santos, presidente de la Agencia Córdoba Turismo, señaló: “En 2007 teníamos 12 hoteles, hoy hay 36 en la ciudad y 70 en toda la provincia. Todo lo que se ha realizado en este nuevo período fue de alta gama. No es capricho, porque es el segmento que más creció a nivel mundial de 2009 a 2010, con un 25%. Otros desarrollos desde la parte pública son el de la laguna de Mar Chiquita, el Camino Real y el Camino del Vino”.

Un ejemplo de la Región Pampeana
Santiago Amsé, secretario de Turismo de La Pampa, aseveró: “Tenemos muchas inversiones en el turismo salud. La parte privada construyó un spa de considerables dimensiones en un hotel 4 estrellas, y en el mismo sector, la parte pública hizo todo el Complejo Termal Larroudé. “Los emprendimientos turísticos financiados por líneas de crédito industrial tienen los mismos beneficios que una industria: exención de impuestos provinciales, inmobiliario, ingresos brutos, y préstamos con una tasa de interés a 10 años, con 2 de gracia, al 6% anual. Se considera más que nada al hotelero. Otras líneas del Banco de La Pampa llegan a un 8% anual de interés”. Además, consideró que el sector público es el que más invierte, “desde la puesta en condiciones de algún museo del interior a la construcción del autódromo que demandó 70 millones de pesos, que se va a terminar para fin de año en Santa Rosa, pasando por la puesta en marcha de un centro cultural en General Pico, que va a permitir traer espectáculos de nivel“.

Desde Cuyo
Raúl Sánchez, Director de Planificación de Turismo Mendoza, destacó “el incremento de más del 30% de la oferta hotelera, e inversiones de infraestructura privada. No ha estado concentrada toda en el mismo lugar, aunque hubo una fuerte presencia en la capital provincial y sus alrededores. Lo que predomina en el territorio son los complejos de cabañas con valor agregado y servicios conexos, que se han establecido en los últimos años. Se han hecho posadas y hosterías de muy buena calidad, muy relacionadas con el turismo del vino. Se abrieron 3 hoteles de 5 estrellas y próximamente está por inaugurarse un hotel 4 estrellas en Maipú. También ha habido una importante inversión en mejoras del alojamiento ya existente. Tratamos de sumar emprendimientos que ofrezcan algo más a la región; que sumen valor agregado al destino”. En relación a los beneficios a los inversores, señaló que “tenemos un fondo para la transformación y el crecimiento. Ahí hay una línea de inversiones orientadas al turismo, con subsidios a la tasa de interés. Muchos de estos emprendimientos más chicos han estado financiados por este fondo, que ofrece créditos con menos de la mitad de la tasa de referencia del Banco Nación”. “Las propuestas de inversión surgen a partir de hacer más deseable el destino y otorgar esas herramientas para que sea atractivo para el privado“, agregó.

El Norte tiene empuje
Bernardo Racedo Aragón, presidente del Ente Tucumán Turismo, mencionó la construcción de 28 nuevos hoteles en los últimos años, y los 15 en construcción, entre ellos 2 de 5 estrellas y 4 de 4 estrellas. “Además, se abrieron nuevos museos y dos Centros de Convenciones. Cada propuesta se evalúa particularmente porque no hay una línea de crédito formal. Posiblemente se lance en el gobierno un monto de acompañamiento de tasas de interés para créditos más bajos, que es parte de una ley que está promulgada pero no reglamentada. En algunos casos vamos tocando timbres para ofrecer invertir en provincia, pero en general hay un trabajo constante de previsión”, concluyó.
Para Santiago del Estero la visita del gobernador Zamora a Brasil fue muy positiva ya que varios inversores se mostraron interesados en las posibilidades que brinda el turismo termal, para lo cual el Aeropuerto de Termas “será fundamental”, declaró el gobernador a su regreso.

Una proyección nacional
De los 197 establecimientos de alojamiento en construcción, 145 corresponden a proyectos de empresarios independientes, 41 a potenciales hoteles con nombres de cadenas internacionales y 11 a establecimientos de cadenas nacionales.
Según informó el MINTUR a Mensajero, la región Norte concentra el mayor número de establecimientos en construcción con el 32%, seguida por el Litoral con el 19%, Patagonia con el 18%, Buenos Aires con el 16%, Cuyo con el 12% y por último la región Centro concentra el 2%.
Además, cadenas de origen internacional sumarán nuevos hoteles en el país: Hilton, Accor, Howard Johnson, Holiday Inn e Intercontinental, las cuales cuentan con otros establecimientos ya inaugurados. Por su parte, cadenas nacionales como Amerian, Design Suites, Fen hoteles, Own Group, entre otras,  están desarrollando en el país emprendimientos de gran importancia.
La decisión de inversores nacionales y extranjeros de poner en marcha estas obras muestra el potencial que presenta el país para invertir en el sector.

 Región  Cadenas internacionales  Cadenas nacionales  Empresarios independientes Total
Buenos Aires  23  4  5  32
 Centro  2  1  1  4
 Patagonia  1  1  21  23
 Litoral  4  2  30  36
 Norte  6  0  32  38
 Total  41  11  145  197

Fuente: http://www.mensajeroweb.com.ar

Nuevas modalidades
El explosivo crecimiento de los hoteles boutique es un fenómeno bien porteño. Se calcula que un tercio de los 36 hoteles que se estrenen pertenecerán a esta categoría.
Estos establecimientos tienen características diferenciadoras en cuanto al diseño y tamaño, ofreciendo servicios personalizados que los distinguen de los establecimientos tradicionales.  Por lo general son construidos en edificios reciclados, que poseen una arquitectura destacada, y en muchos casos están dedicados a un tópico particular, convirtiéndose en hoteles temáticos. Las temáticas y ambientaciones se relacionan principalmente con la historia de nuestro país, representándose temas como el tango, el arte, el vino o el fútbol.
Otra de las modalidades de alojamiento que se encuentra en crecimiento es la de condo hotel. Se trata básicamente de un edificio subdividido bajo el régimen normal de propiedad, que cuenta con algunos servicios típicamente hoteleros. En general, cada unidad está vendida por separado, de modo que el conjunto tiene totalmente fragmentada su propiedad. En nuestro país ya se inauguraron algunos establecimientos bajo esta modalidad, y otros se encuentran en construcción.

Necesidad de instrumentación de normas que otorguen seguridad jurídica para los fideicomisos de construcción


NUEVAS RESOLUCIONES DE LA AFIP

08-08-11 00:00 Del análisis de las nuevas resoluciones emanadas de la AFIP resultantes de diversas consultas efectuadas por los contribuyentes sobre la figura del fideicomiso como instrumento idóneo para llevar adelante diversos emprendimientos inmobiliarios, el autor realiza un exhaustivo análisis de las mismas, resaltando la inexistencia de un marco reglamentario que permita desarrollar cualquier emprendimiento en un marco de seguridad jurídica.

JULIÁN RUIZ (*)

Una serie de recientes resoluciones de la Administración Federal de Ingresos Públicos ponen en “jaque” la estructura convencional de los fideicomisos de construcción.
La Administración Federal de Ingresos Públicos ha publicado recientemente una serie de resoluciones, ante diversas consultas realizadas por los contribuyentes, que aportan un mayor sesgo de inseguridad jurídica, respecto del Impuesto a las Ganancias, sobre la figura del fideicomiso como instrumento idóneo para realizar diversos emprendimientos inmobiliarios.
Breves consideraciones normativas
La Ley de Impuesto a las Ganancias encuadra a los réditos que obtenga un fideicomiso dentro de las ganancias de la tercera categoría -rentas de empresas-.
No obstante lo expuesto, establece una clasificación tipológica de los fideicomisos, dispensando distinto tratamiento a cada una de ellos:
En este orden de ideas, por un lado se encuentran los fideicomisos incluidos en el inciso a) del artículo 49 de la ley.
Allí se establece que configuran ganancias de tercera categoría “las obtenidas por los responsables incluidos en el artículo 69”.
El artículo 69 en el 6º apartado de su inciso a) instaura la imposición a la tasa del 35% respecto de las rentas obtenidas por “los fideicomisos constituidos en el país conforme a las disposiciones de la Ley 24.441, excepto aquellos en los que el fiduciante posea la calidad de beneficiario. La excepción dispuesta en el presente párrafo no será de aplicación en los casos de fideicomisos financieros o cuando el fiduciante-beneficiario sea un sujeto comprendido en el título V -beneficiario del exterior-“.
Por otra parte, el inciso incorporado a continuación del inciso d) del artículo 49 del texto legal incluye dentro de las rentas de la tercera categoría “las derivadas de fideicomisos en los que el fiduciante posea la calidad de beneficiario, excepto en los casos de fideicomisos financieros o cuando el fiduciante-beneficiario sea un sujeto comprendido en el título V – beneficiario del exterio (1) “.
Una apreciación descuidada de los conceptos antes vertidos podría llevar a la errónea conclusión de considerar que al ser alcanzadas las rentas de ambos tipos de fideicomisos dentro de las previsiones de la tercera categoría, no existe diferencia alguna entre ellos. Sin embargo, ello no es así.
Los fideicomisos incluidos en el artículo 69 inciso a) apartado 6) de la ley, poseen un tratamiento similar al de una sociedad de capital. Será el fideicomiso el sujeto pasivo del tributo, y también de la obligación tributaria, debiendo ingresar el impuesto correspondiente a las ganancias obtenidas bajo su propia C.U.I.T., que deberá tramitar ante la Administración (2).
En tal sentido el DICTAMEN 19/03 (DAT) (3) estableció que los fideicomisos se encontrarán obligados a inscribirse en el Impuesto a las Ganancias, en la medida que tengan las características de unidades económicas susceptibles de la generación de hechos imponibles.
Por lo expuesto, aquellas personas físicas o jurídicas que asuman la calidad de fiduciarios deberán ingresar en cada año fiscal el impuesto que se devengue respecto de esta clase de fideicomisos.
Deviene oportuno mencionar que estas disposiciones no se aplican para los fideicomisos que se tratarán seguidamente.
En los fideicomisos en los cuales el fiduciante posea la calidad de beneficiario del mismo, excepto en los casos de fideicomisos financieros o de fiduciantes – beneficiarios comprendidos en el Título V de la ley, el fiduciario le atribuirá a aquel, en la proporción que corresponda, los resultados obtenidos en el respectivo año fiscal con motivo de la propiedad fiduciaria.
A los efectos previstos en el párrafo anterior, resultarán de aplicación las disposiciones contenidas en el artículo 50 de la ley, considerándose a los fines de la determinación de la ganancia neta del fiduciante – beneficiario tales resultados como provenientes de la tercera categoría.
Ello así atento que: “(…) siendo la misma persona la que entrega los bienes (fiduciante) y la beneficiaria de los resultados de los mismos, implica que al final de la operación no hay diversidad de sujetos y por lo tanto, el beneficio del fideicomiso deberá ser declarado en cabeza de la persona en el doble rol consignado; sus resultados se integran con los restantes que puedan serles atribuidos y quedan gravados a la escala progresiva del artículo 90 de la ley”(4)
En tal sentido se ha expedido el Fisco en el DICTAMEN 6/07 (DI ALIR) (5)
Se puede apreciar una diferencia fundamental con los fideicomisos del artículo 69: los fideicomisos del tipo fiduciante – beneficiario, si bien son sujetos del tributo, no lo son de la obligación tributaria, siendo su tratamiento similar al de una sociedad de personas.
Por lo expuesto, las rentas obtenidas por el fideicomiso deben ser declaradas por los fiduciantes – beneficiarios en su declaración jurada del impuesto a las ganancias anual, en función de la participación que posean en el fideicomiso.
El Fisco se ha pronunciado respecto de la metodología de liquidación de este tipo de fideicomisos en el DICTAMEN 40/2006 (DAT) (6) de concluyó “(…) que en el presente caso -fideicomiso no financiero- en que el fiduciante reviste al mismo tiempo la calidad de beneficiario, serán éstos quienes tributen el impuesto por las ganancias que obtenga el fideicomiso, conforme a las pautas fijadas por el decreto reglamentario y por los artículos 49 y 50 del cuerpo legal (…)”.
FIDEICOMISOS MIXTOS
Si bien existe una marcada diferencia respecto del tratamiento tributario a dispensar en el Impuesto a las Ganancias a los diversos tipos de fideicomisos, en la realidad fáctica, resulta dificultoso por la propia lógica negocial del contrato de fideicomiso que se cumplan en su totalidad los extremos descriptos.
Puede darse el caso en el que en un mismo fideicomiso concurran fiduciantes que a su vez sean beneficiarios, y beneficiarios que no sean fiduciantes. El interrogante que se plantea es cómo deberá declararse la ganancia que obtenga dicho fideicomiso.
Destacados doctrinarios (7) opinan que a los efectos de salvar este vacío legal “(…) una alternativa razonable sería liquidar el impuesto en cabeza del fideicomiso en la parte de beneficiarios terceros y atribuir el resultado en la parte que el fiduciante coincida con el beneficiario”.
La referida metodología ha sido por mi discutida desde antaño (8). El cuestionamiento se fundamentaba en el hecho de que el régimen del artículo 69 inciso a) acápite 6) es aplicable a los fideicomisos en general, siendo excepcional el régimen dispuesto por el inciso incorporado a continuación del d) del artículo 49 de la ley.
Al respecto, el artículo 69 en el apartado 6º del inciso a) es concluyente cuando instituye que el tratamiento allí establecido deberá aplicarse para “los fideicomisos constituidos en el país conforme a las disposiciones de la Ley 24.441, excepto aquellos en los que el fiduciante posea la calidad de beneficiario…”. En sentido aclaratorio, continúa diciendo que la excepción dispuesta no será de aplicación en los casos de fideicomisos financieros o cuando el fiduciante – beneficiario sea un sujeto comprendido en el Título V -beneficiario del exterior-.
La Administración Federal de Ingresos Públicos se había manifestado confusamente al respecto, a través de la CONSULTA 89/2010 (9).
En tal oportunidad había expresado que:
“Dado que de la distribución surge que la totalidad de los beneficios -asignación de lotes- del fideicomiso son asignados a fiduciantes que a la vez revisten el carácter de beneficiarios, corresponde durante el transcurso del fideicomiso encuadrar dichos resultados en los términos del inciso incorporado a continuación del inciso d) del Artículo 49 de la Ley de Impuesto a las Ganancias”.
Por otra parte había concluido, atento a que existía un beneficiario y fideicomisario que no revestía la condición de fiduciante, que:
“Al momento de la culminación del mismo si hubiera un eventual resultado atribuible al beneficiario/fideicomisario no fiduciante corresponderá que el fideicomiso como sujeto empresa, tribute el gravamen correspondiente”.
Evidentemente, la carencia sintáctica del Fisco no permitía dirimir su postura, puesto que no quedaba esclarecido si ambas situaciones debían coexistir o si el cumplimiento de una condición específica -que el beneficiario no sea fiduciante- determinaba que la obligación tributaria recayera sobre el propio fideicomiso.
NUEVOS PRONUNCIAMIENTOS
Las nuevas resoluciones (10) del Fisco aclaran su opinión precedente avalando la postura que he sentado anteriormente en el sentido que los fideicomisos mixtos son aquellos que deben tributar el impuesto por la totalidad de los sujetos que integran el mismo, sin que resulte trascendente si algunos de los partícipes cumple con las condiciones establecidas en el artículo 49 inciso d’) de la Ley de Impuesto a las Ganancias.
Ha justificado su postura en el hecho de que: “en los casos de fideicomisos en los que existan beneficiarios que no revistan el carácter de fiduciantes, el sujeto pasivo del impuesto será, en todo caso el fideicomiso, teniendo en cuenta que la ley del gravamen no admite la tributación proporcional en cabeza de los fiduciantes beneficiarios y el fideicomiso. Asimismo, se señaló que en los casos en que se plantee una situación mixta, en la que concurran fiduciantes beneficiarios junto con otros simples beneficiarios que hayan adquirido tal derecho, por ejemplo, en virtud de un contrato de cesión, por imperativo legal es el fideicomiso quien debe tributar en los términos del Artículo 69, inciso a), punto 6 de la ley del impuesto, puesto que el único supuesto en que corresponde la exclusión del fideicomiso como sujeto será cuando exista una total adecuación entre fiduciantes y beneficiarios”.
Sin perjuicio que he de coincidir en el fondo de la cuestión referido a la metodología que deben aplicar los fideicomisos mixtos a los efectos de cancelar el impuesto, corresponde analizar bajo qué condiciones debe considerarse que se está ante tal tipo de contrato mixto.
Obsérvese que pareciera que el Fisco, en su interpretación, contempla dos situaciones: que alguno de los sujetos partícipes no sea fiduciante-beneficiario y que tal circunstancia se cumpla en todo momento.
Esta última condición es la que debe examinarse prioritariamente. Pareciera dejarse entrever que el hecho de que un sujeto haya adquirido el carácter de beneficiario por cesión de derechos transforma al fideicomiso ordinario asimilado a sociedades colectivas en uno asimilado a sociedades anónimas. Tal acontecimiento produce una importante variación del statu quo imperante, mutándose de una tributación en cabeza de los partícipes -con una alícuota progresiva- a una en cabeza del fideicomiso -con una alícuota del treinta y cinco por ciento (35%)-.
Es por ello que considero oportuno aclarar que deviene equivocado considerar que la variación de alguna de las condiciones originarias de constitución del fideicomiso ordinario del tipo fiduciante beneficiario lo transforma en uno del tipo mixto.
En tal orden de ideas, no alcanza con que alguno de los partícipes ceda su derecho a un tercero, ya que como es bien conocido este último se subroga en todos los derechos del primero -tanto en el carácter que revestía como fiduciante como de beneficiario-.
Podría argumentarse en contra de la tesitura expuesta que si el fiduciante ha realizado la totalidad de los aportes que le pudiesen corresponder por su condición, solamente se transferirían los derechos en carácter de beneficiario. He de aclarar que en tal circunstancia, previamente a realizar cualquier reencuadramiento fiscal, deberá analizarse el contrato, pues la condición del fiduciante no se limita solamente a obligaciones de dar, sino que adicionalmente existen obligaciones de hacer. En tal sentido deberá verificarse la existencia de obligaciones contingentes y/o condicionales (V. gr. Realizar aportes adicionales con motivo de la parcelación ante los órganos registrales, mayores costos, contingencias fiscales, laborales). Como puede apreciar el atento lector, inclusive cuando se ceden los derechos de beneficiario, generalmente también se hace lo propio respecto de las obligaciones en carácter de fiduciante.
Si el Fisco irracionalmente no aceptare esta postura y considerase que la condición de fiduciante beneficiario debe ser cumplimentada por todos los partícipes del fideicomiso en todo momento, tampoco podría aplicarse el criterio fiscal discrecionalmente, pues cabría examinar con anterioridad las siguientes circunstancias:
a.- Que un fiduciante – beneficiario ceda sus derechos a un tercero, con la siguiente combinación de variables, a saber:
i) Si la cesión se produce con anterioridad a que se terminen de realizar los aportes o queda sujeto a una cláusula suspensiva, condicional o contingente, no debe cambiar la condición del fideicomiso.
ii) Si la cesión se realiza con posterioridad a la adjudicación, posesión y/o escritura, no existe varianza alguna respecto de la situación fiscal originaria del fideicomiso.
iii) Si la cesión se materializa con posterioridad a que se terminen de realizar los aportes sin que existan cláusulas suspensivas, condicionales y/o contingentes, pero con anterioridad a la adjudicación, posesión o escritura de la unidad, debería analizarse la situación fiscal a aplicar.
b.- Que un fiduciante del país cambie su condición de residencia. En este caso se configura una situación análoga a la planteada anteriormente.
Por ello, es importante aclarar que un entendimiento razonable del contrato de fideicomiso debería permitir concluir que el encuadre tributario del mismo debe efectuarse en oportunidad de constituirse el mismo, sin considerar las modificaciones que pudiera tener a lo largo del desarrollo del proyecto.
De no ajustarse el Fisco a la referida interpretación y considerando las nuevas resoluciones publicadas, se deberá concluir que se está en precedencia del deceso de la figura contractual, sin dejar de vislumbrar los efectos fiscales nocivos que tendrá para los referidos contratos de afectación cuyos emprendimientos han finalizado (V. Gr. Incremento de una alícuota proporcional a una alícuota del treinta y cinco por ciento (35%), obligación del fideicomiso de ingresar el tributo y de los fiduciantes beneficiarios de realizar el recurso de repetición sobre el tributo oblado en cabeza propia).
PALABRAS FINALES
La inexistencia de normas reglamentarias en materia de fideicomisos de construcción produjeron, producen y seguirán produciendo “estragos fiscales” en la medida que no se implementen medidas serias al respecto. No se está haciendo referencia en estas líneas a la evasión de la actividad de la construcción, ni siquiera a la necesidad de una reducción de la carga tributaria, simplemente se está peticionando enfáticamente la instrumentación de normas que permitan otorgar la seguridad jurídica necesaria para desarrollar cualquier emprendimiento.

(1) Inciso incorporado a continuación del inciso d) por Ley N° 25.063, Título III, artículo 4°, inciso n). (BO del 30/12/1998).
(2) La Resolución General 10/1997 (A.F.I.P.) incorporó, a partir de la modificación dispuesta por su similar 776/2000, los lineamientos a seguir para inscribir a los fideicomisos ante la Administración.
(3) Dictamen 19/03 (DAT) del 28/03/03.
(4) Alfredo Julio Lamagrande. Digesto Práctico; Tomo II. 1ra. Edición, páginas 622 y 623.
(5) Dictamen 6/07 (DI ALIR) del 14/02/2007.
(6) Dictamen 40/2006 (DAT) del 10/07/2006. La tesitura fiscal sigue la línea del pronunciamiento vertido en el Dictamen 74/2004 (DAT) del 15/12/2004.
(7) Julián A. Martín, “Fideicomisos, Aspectos jurídicos, tributarios y contables”, Ed. Errepar, 2006, Parte II, página 161.
(8) Al respecto ver “Manual Tributario de Fideicomisos de Construcción”. 3ra. Edición. Editorial Osmar D. Buyatti. Junio 2011.
(9) Consulta 89/2010. AFIP. Copia Oficial.
(10) Resolución N° 11/11 (SDG TLI) del 03/03/11(Copia oficial) y Resolución N° 6/11 (SDG TLI) del 16/02/11 (Copia Oficial).

(*) El Dr. Julián Ruiz, es Contador Público (UBA), Autor del libro “Manual Tributario de Fideicomisos de Construcción”. 3ra. Edición. Editorial Osmar D. Buyatti. Junio 2011, siendo su dirección de email: julianruiz@ruizasesores.com.ar

Leves incrementos en algunas actividades económicas locales


10:05 La actividad inmobiliaria subió más del 10 por ciento, la pesca se incrementó casi 6 por ciento y las exportaciones locales crecieron más del 24 por ciento en el primer semestre de 2011.

En el primer semestre de 2011 el mercado inmobiliario local acumuló 5.172 operaciones escrituradas.

De acuerdo a los datos que surgen de un informe elaborado por el Observatorio de Desarrollo Regional de la Fundación Bolsa de Comercio de Mar del Plata, hubo un incremento en actividades económicas “claves” de la ciudad, durante el primer semestre de 2011. Concretamente, se consigna que la actividad inmobiliaria se incrementó algo más del 10 por ciento, la pesca un 6 por ciento al tiempo que las exportaciones subieron un 24 por ciento.

En cuanto a la actividad inmobiliaria local, creció, en el primer semestre del año, más del 10 por ciento y durante junio se escrituraron más de 1.100 operaciones, lo que representa un incremento interanual del 27,53 por ciento, la mayor tasa de crecimiento observada hasta el momento durante 2011, en relación a las 868 operaciones escrituradas en junio de 2010.

El 10,77 por ciento aumentó la actividad inmobiliaria en la ciudad durante los primeros seis meses del año, de acuerdo a información suministrada por el Colegio de Escribanos, al tiempo que se realizaron en ese mismo período 1.107 escrituras.

El monto total involucrado en las operaciones escrituradas en junio alcanzó los U$S 46.869.590, no resultando comparable con la información disponible para junio de 2010 debido a los cambios en los montos a escriturar introducidos en la provincia de Buenos Aires en el inicio del año. En este sentido, desde el 1 de enero de 2011 la provincia de Buenos Aires implementó un “índice corrector” del valor fiscal para la base impositiva de las escrituras. Con la vigencia de este “índice corrector”, el valor fiscal multiplicado por 2,56 o el precio de compra, el que fuere mayor, resulta “la base imponible sobre la cual se tributa la carga impositiva generada por la operación, lo que distorsiona las comparaciones interanuales de los montos involucrados en las transacciones”, reza un informe realizado por el Observatorio de Desarrollo Regional de la Fundación Bolsa de Comercio de Mar del Plata.

En tanto, en la provincia de Buenos Aires la comparación con junio de 2010 arroja un incremento del 23,15 por ciento en la cantidad de operaciones (12.880), alcanzando el monto total escriturado los U$S 574.968.297

 

El promedio de operaciones, 42 mil dólares

 

En la comparación con mayo del corriente año, el mercado inmobiliario local registró un crecimiento del 0,54 por ciento en la cantidad de operaciones y del 17,26 por ciento en el monto involucrado en las mismas. Con los números de junio, en el primer semestre de 2011 el mercado inmobiliario local acumuló 5.172 operaciones escrituradas, registrando un crecimiento del 10,77 por ciento en relación al mismo período de 2010.

En cuanto al monto promedio de las operaciones inmobiliarias locales, este se ubicó en junio en U$S 42.339, lo que representó una suba del 16,63 por ciento en relación al promedio de mayo.

En relación a las proyecciones para los próximos meses, los especialistas entendieron que la tendencia del mercado inmobiliario local “podría moderar su ritmo de crecimiento debido a la progresiva cercanía de las elecciones presidenciales de octubre, evento que suele demorar decisiones de inversión por la incertidumbre asociada a los períodos preelectorales”, de acuerdo a la opinión del director ejecutivo del Observatorio de Desarrollo Regional de la Fundación Bolsa de Comercio de Mar del Plata, Marcelo Sosa.

Asimismo, en las localidades vecinas las variaciones positivas interanuales más significativas se observaron en las ciudades de Balcarce (+26,14 por ciento), Tandil (+22,14 por ciento) y Bahía Blanca (+17,58 por ciento), mientras que se registraron retrocesos en Pinamar (-1,18 por ciento) y Necochea (-1,13 por ciento).

 

Sector pesquero

 

En el sector pesquero, en tanto, se registró un leve crecimiento de los desembarques en el primer semestre. De acuerdo a los datos preliminares de la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura de la Nación, en el mes de junio se desembarcaron en el puerto de Mar del Plata 31.075 toneladas de pescado, lo que representó un incremento del 5,95 por ciento en la comparación con junio de 2010. Con el dato de junio, el acumulado en los primeros seis meses del año alcanza un total de 188.576 toneladas, lo que implicó un crecimiento respecto al año anterior del 3,04 por ciento. En cuanto a la distribución por especie de los desembarques de pescado en el puerto local, según la información disponible al 14 de julio, el ranking continuó encabezado por la merluza hubbsi, que entre las descargas al Sur y Norte del Paralelo 41º sumó aproximadamente el 46 por ciento del total de desembarques (93.096 toneladas) de nuestro puerto. Le sigue el calamar illex, con el 15,77 por ciento y 31.899 toneladas descargadas. Detrás aparecen las rayas nep (5,26 por ciento), merluza de cola (4,98 por ciento), corvina blanca (4,66 por ciento), y la pescadilla (4,25 por ciento).

Asimismo, las exportaciones pesqueras locales crecieron 18,85 por ciento en valor en el primer semestre. Durante el mes de junio, las exportaciones de las principales partidas registraron una caída del 4,02 por ciento en volumen en relación a junio de 2010, alcanzando de todos modos un incremento del 1,17 por ciento en valor debido a los mayores precios de exportación.

En junio, se observaron incrementos interanuales en volumen en los rubros Pescado congelado excepto filetes (+10,09 por ciento) y pescado seco y otros (+24,98 por ciento), registrándose caídas para filetes y demás carnes de pescado (-14,39 por ciento) y moluscos (-21,43 por ciento).

 

Acumulación

 

Con los datos de junio, en el acumulado del primer semestre las principales partidas de las exportaciones pesqueras locales exhibieron una muy ligera mejora interanual en volumen del 0,90 por ciento, aunque los mayores precios internacionales permitieron reflejar un incremento del 18,85 por ciento en valor.

A pesar de la caída en volumen observada en junio, el rubro moluscos resultó el de mejor desempeño exportador en el primer semestre, con un incremento interanual en volumen del 63,11 por ciento que creció al 75,70 por ciento en valor debido a los mayores precios de exportación. El rubro pescado congelado, excepto filetes, presentó un crecimiento del 5,35 por ciento en volumen y del 21,46 por ciento en valor, mientras las restantes partidas mostraron importantes caídas en volumen sólo compensadas por mayores precios para filetes y demás carnes de pescado.

Finalmente, el informe detalló la evolución desde enero de 2008 de los valores promedio en U$S FOB de las exportaciones de pescado congelado, los que mostraron una clara tendencia bajista hasta los pisos observados en agosto/septiembre de 2009, desde donde se observó una recuperación de la mano de un contexto internacional mucho más favorable que permitió en los últimos meses superar los registros de 2008.

En junio, el precio promedio por tonelada exportada se ubicó en U$S 1.585 para el pescado congelado y en U$S 3.531 para filetes y demás carnes de pescado, manteniéndose ambos valores dentro de los registros más altos para los últimos años.

 

fuente: diario la capital

Turismo los 365 días Mar del Plata es el principal destino turístico de los argentinos.


Sin embargo, aún queda mucho por hacer para convertirla en un atractivo para el turismo internacional. La construcción de la terminal de cruceros sobre la escollera Norte avanza a tal fin.

por Alejandro Aníbal García (*)

El parque recreativo, cultural y comercial que se está edificando sobre la escollera Norte, es un eje estratégico para el futuro desarrollo económico social de la ciudad a través de actividades que complementen el clásico modelo de playa, sol y mar.

El Consorcio Público Escollera Norte presidido por el Ministro de Gobierno, Eduardo Camaño, junto con el presidente del Consorcio Portuario, Eduardo Tomás Pezzati y por la directora Alejandra Prieto, avanzan sin parar en las obras sobre los 90 mil metros cuadrados de espacio público para ponerlo al servicio de la ciudad en breve.

La ciudad de Buenos Aires recibió 3 millones de turistas extranjeros en 2010. Según el Emtur, Mar del Plata tuvo en la temporada 2010-11, 3.782.502 turistas, de los cuales sólo 20.000 fueron extranjeros. En lo que respecta al país, durante 2010 más de 5 millones de turistas extranjeros generaron un ingreso cercano a los 4.700 millones de dólares. La Organización Mundial de Turismo estima que en todo el 2009, el turismo internacional movilizó más de 700 millones de turistas, y 850 mil millones de dólares. En 2020 en el mundo habrá 1.600 millones de viajeros, algunos de ellos visitando “La Feliz”.

Terminales en el mundo

El desarrollo de infraestructura portuaria para la industria de cruceros genera un efecto multiplicador en las economías de las ciudades. Por un lado, incrementa los ingresos propios de la venta de los servicios portuarios y del gasto de sus pasajeros. Por otro lado, se presenta como una inversión de real state. A diferencia de los aeropuertos, las terminales marítimas suelen encontrarse cerca del centro de las ciudades. Muchas poseen terrenos con un potencial uso para desarrollos inmobiliarios mejorando la infraestructura turística local. En nuestro país contamos con el emblemático caso de Puerto Madero.

El turismo de cruceros se presenta como una opción accesible y económica, ya no es más un bien de lujo. Mientras que a finales de 1970 la flota mundial de cruceros era de 120 buques, en la actualidad supera las 250 unidades. El mercado mundial de cruceros contabilizaba en 1990 alrededor de 5 millones de pasajeros. En la actualidad ronda los 14 millones.

El Caribe es el mercado con mayor participación (45%), ganando cada vez más terreno regiones como el Mar Mediterráneo (15%) y Sudamérica (25%). América del Sur y nuestra ciudad ofrecen el beneficio de la contra-temporada, es decir la posibilidad de operar cuando termina el clima cálido en el hemisferio Norte. En Argentina, las ciudades de Buenos Aires, Puerto Madryn y Ushuaia han sido las que han tomado la iniciativa en explotar esta industria. Este año se inauguró la Terminal de Cruceros de Buenos Aires Benito Quinquela Martín, en un edificio de 10.000 m2 con una capacidad para atender 12.000 pasajeros diarios. En tan sólo 5 años, el puerto de Buenos Aires duplicó la llegada de cruceros de 70 a 140 con más de 300.000 turistas.

Gracias a la concreción de este proyecto, Mar del Plata va a poder integrarse a las mismas como el primer puerto terminal de cruceros de la provincia consolidándose como capital turística y marítima de Argentina.

La Terminal en marcha

Los cruceros de ultramar ya han arribado a la ciudad en el pasado, si bien nunca contaron con una Terminal. En 1922, se inauguró el servicio de vapores entre Montevideo y Buenos Aires con Mar del Plata. Le siguió en 1937 el legendario transatlántico alemán “Columbus” de 236 mts. de eslora junto con 600 turistas a bordo. Durante los últimos años algunos grandes cruceros ya han ingresado, el último de ellos el Minerva II en marzo del 2010.

Las navieras del mundo definen con al menos 2 años de anticipación, sus rutas y sitios a visitar. El establecimiento de políticas tarifarias y operativas atractivas para las líneas de cruceros es uno de los principales puntos a considerar por las empresas, además de la infraestructura portuaria y atractivos turísticos propios de las ciudades. Este año a través de la participación de Eduardo Pezzati, en los encuentros internacionales de las “Seatrade Cruise Shipping Conventions”, se avanzó en la difusión del puerto de Mar del Plata como una opción dentro del mercado mundial. En dichos encuentros participaron más de 983 expositores (empresas y puertos), además de 10.000 asistentes provenientes de 118 países. El puerto de Mar del Plata elaboró un plan promocional de incentivos fiscales que ofrece exenciones para las primeras compañías que sumen a la ciudad como destino para sus cruceros. Además se difundieron los proyectos de obras, que hoy en día el Consorcio Público Escollera Norte posee en plena ejecución.

La empresa Coarco S.A. es la responsable de concluir, en un plazo aproximado de 80 días y con un presupuesto de 13.304.800 pesos, las obras del edificio principal. Basta dirigirse a la escollera Norte, de día o incluso de noche, para poder observar cómo se trabaja sin cesar en el avance de la misma.

Del mismo modo ya se realizó la apertura de sobres de las licitaciones para la construcción del empalme de la red de agua potable y cloacas por un monto de 3.225.087 pesos; y el arreglo de los muelles de atraque y la construcción del canal de servicios, por 2.105.400 pesos. En total se adjudicarán inicialmente obras por 18.635.287 pesos.

La construcción tendrá 1.500 metros cuadrados, compuesta por un hall en doble altura. En su planta baja se localizarán locales comerciales-culturales y oficinas administrativas. Mientras tanto en la planta alta se prevé un local gastronómico y mirador que resista los fuertes vientos propios de la zona costera. Asimismo contará con una playa de estacionamiento.

En la actualidad podemos contemplar los $ 6 millones invertidos en pavimentación, iluminación y equipamiento urbano realizados con motivo del encuentro de Grandes Veleros 2010 organizado por la Armada Argentina. El anuncio del dragado integral y refulado, ya fue difundido. Sus obras se iniciarán en los próximos meses posibilitando el ingreso de cruceros de dimensiones superiores a los 200 metros de eslora. El retiro de la última embarcación hundida “Mapuche” en la escollera Norte, se efectuará en las próximas semanas.

De este modo la provincia de Buenos Aires y Mar del Plata van a contar con modernas instalaciones, que serán las primeras de su tipo desde sus orígenes. La incorporación de la escollera Norte a la infraestructura productiva y turística de la ciudad es un pequeño paso para la industria de cruceros del mundo, pero un gran paso para los marplatenses.

(*): Licenciado en economía (Ucema).

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: