Por el cepo al dólar, cae fuerte la actividad y cierran inmobiliarias


El nuevo titular de la Cámara Inmobiliaria Argentina, Roberto Arévalo, afirmó que las restricciones cambiarias ya provocaron una caída del 65% en el sector. “Estamos en una situación muy complicada”, aseguró

Por el cepo al dólar, cae fuerte la actividad y cierran inmobiliarias

Mientras se intensifican las restricciones para el acceso al mercado cambiario, y cuando las señales de una pesificación de la economía son cada vez más elocuentes, el sector inmobiliario, uno de los más afectados por esa medida, no detiene su caída.

“Estamos achicando costos, reduciendo personal; el golpe económico lo sienten tanto las grandes cadenas como aquellas pequeñas. Las primeras, por el numeroso caudal de empleados que manejan, tuvieron que reducir su staff y hasta, en algunos casos, cerrar sucursales”, detalló Arévalo.

En una entrevista con el diario Ámbito Financiero, el titular de la Cámara Inmobiliaria estimó que la caída en la actividad “es de alrededor del 65%”, y afirmó que “muchas inmobiliarias chicas han tenido que cerrar”.

Dentro de la actividad inmobiliaria, el sector que más complicaciones presenta es el de los bienes usados. “Los compradores están esperando alguna señal frente a la incertidumbre“, indicó Arévalo.

La principal dificultad es que los dueños de estos inmuebles se rehúsan a venderlos en pesos, mientras que son muy pocos los que disponen de moneda extranjera para invertir.

“No sabemos qué porcentaje se está haciendo en pesos y cuál en dólares, porque no llevamos un registro de ello y hoy hay un muy bajo nivel de operaciones”, explicó Arévalo.

Según el especialista, el futuro es de mucha incertidumbre para el sector. “Ésta no es una medida momentánea, es una medida que ha venido para quedarse. No sabemos si los precios de los inmuebles van a bajar o subir, no vamos a hacer numerología, pero si los inmuebles bajan, eso se resuelve con la oferta y la demanda”, concluyó.

Fuente: infobae.com

TEMPORADA 2013 El cepo al dólar ya apura los precios del próximo verano, el proximo martes 18 de Septiembre se comunicara por el Colegio de Martilleros de Mar del Plata


En la Costa ya hay reservas en inmobiliarias, cuando antes arrancaban en octubre. Y aumentos de al menos el 20%. Esperan recibir a buena parte de los turistas que se iban a Brasil o Punta del Este.

PorGuillermo Villarreal
Mar del Plata. Corresponsal

Es difícil saber si se impondrán mayores restricciones a la compra de moneda extranjera, pero el límite al que llegó en estos días el cepo cambiario bastó para que muchas familias, acortando trayectos y obviamente pensando en pesos, ya tengan resuelto el destino de sus próximas vacaciones. En algunas localidades de la Costa Atlántica se adelantó el período de consultas sobre las tarifas de alquileres: ya están, al menos, un 20% más caros. Y por primera vez se cerraron contratos en septiembre, la mayoría en Pinamar, cuando lo habitual era que eso sucediera a mediados de octubre.

Algunos clientes aventajados que consultan por mail la oferta de las inmobiliarias pinamarenses son los que habitualmente elegían destinos en el exterior, donde las vacaciones, con pesos argentinos serán más caras. Y habrá otras trabas: en Chile por ejemplo, los operadores anunciaron que no recibirán pesos argentinos.

El panorama deparará una demanda mayor en la Costa Atlántica, que recibirá una buena cantidad de aquellos que esta temporada no viajarán a las playas de Brasil, de Uruguay o de Chile, y la perspectiva de una temporada local muy exitosa está latente. Pero también, el temor a que los operadores de turismo equivoquen el número y fijen porcentajes finales de aumentos más altos de los esperados.

Por lo menos un mes antes que otros años, las cámaras empresarias del sector darán a conocer cuadros tarifarios estimativos para la temporada. Los concesionarios de balnearios de Mar del Plata las revelarán hoy: el incremento irá del 17 al 22% de un año a otro. Habrá carpas desde los $ 6.800 a los $ 12.500 por toda la temporada; para enero, algunos balnearios pedirán unos 3 mil la quincena, y por ahora no se sabe cuánto habrá que pagar por un día.

Los agentes inmobiliarios marplatenses también anticiparán sus números, pero por ahora no hay nada oficial. En voz baja, aseguran que remarcarán los alquileres de temporada un 20%, aunque se sabe que a medida que se acerquen los días calientes del verano el número se irá para arriba. “Dependerá del mercado, ahí entra en juego la oferta y la demanda”, sostienen.

“Vamos a buscar que sea un poco menos de lo que la gente tuvo de aumento de sueldo en el año, así pagará lo mismo que el año anterior”, dijo sin especificar cifras el presidente del Colegio de Martilleros de Mar del Plata, Miguel Angel Donsini.

También está el temor de los propietarios a alquilar ya y perder dinero. “Algunos todavía no dicen cuánto pretenden aumentar. Es que por la inflación, prefieren esperar un poco más”, explicó un operador de la calle Rodríguez Peña, en Playa Grande.

En Pinamar el cuadro es diferente. Parece ser el destino elegido por los que este año no saldrán del país. “Le alquilamos a clientes de todos los años, y por las dificultades para conseguir dólares también a gente que veraneaba en Punta del Este”, reconoció Walter, ejecutivo de cuentas del estudio inmobiliario Albanese. “Nunca había pasado, hace siete años que trabajo en esto: tenemos consultas desde junio y ya hicimos algunos contratos”, contó. El promedio de los aumentos es del 20% ciento, pero “hay pedidos puntuales del 30%”, dijo. En su sitio de Internet, algunos precios están publicados: por un departamento de 60 metros cuadrados, cerca de la playa, para la segunda quincena de enero, piden 7 mil pesos, y por un chalé de 150 metros cubiertos, 19 mil pesos por el mismo período. Balmoral Propiedades también publica tarifas: 50 mil pesos por enero en un lujoso chalé de tres dormitorios.

“Ya tenemos alquileres concretados. La mayoría de los propietarios aceptó un 15% de aumento, pero hay quienes pretenden un 25%. Esto no se nota tanto en el alquiler de un departamento, sino en una casa de 100 mil pesos. En dólares, obviamente, no tenemos nada publicado”, explicaron desde Balmoral.

No sólo Brasil y Uruguay pueden verse perjudicados el próximo verano por el cepo al dólar. En la región central de Chile, el turismo argentino significa el 38% de la ocupación del verano. Cada año se forman largas colas y esperas de hasta nueve horas en el cruce de Los Libertadores, entre Mendoza y la ciudad chilena de Los Andes, hacia las playas del Pacífico. Esta temporada es aún una incógnita.

Los mendocinos, que en su mayoría optan por las playas chilenas por la cercanía (350 kilómetros) y por los menores costos, están consultando precios y reciben la confirmación de que no se recibirán pesos argentinos ni tarjetas para pagar los alquileres. “Sólo dólares y en pesos chilenos”, informan desde las inmobiliarias trasandinas, y los que, presos del cepo cambiario, lleven pesos argentinos y quieran cambiarlos, recibirán al menos un 30 por ciento menos que la cotización oficial. Lo que no se altera son los valores de los alquileres, ya que Chile no ha tenido inflación.

Un departamento en Reñaca (Viña del Mar), de dos dormitorios, cocina, comedor y un baño costará $ 50.000 chilenos por día, –U$S 100–, igual que en enero de 2012. Sin embargo, en los hechos, su precio será más caro debido a la caída del peso argentino.

 

Colaboró: Roxana Badaloni

CEPO CAMBIARIO Marco del Pont confirmó que no se podrán comprar dólares para adquirir propiedades


La presidenta del Central dijo que, desde noviembre, la compra y venta de inmuebles a través del sistema financiero será solo en pesos. Así, los únicos que podrían operar en dólares serían los que ya los tengan ahorrados. Desde ayer, además, rige la prohibición de comprar dólares para ahorro, que, según Marcó del Pont, es “transitoria”.

La presidenta del Banco Central, Mercedes Marcó del Pont, confirmó que no se podrán comprar dólares en el mercado formal destinados al mercado inmobiliario. La decisión implica que los únicos que podrán comprar propiedades con la moneda estadounidense serán quienes los tengan ahorrados. Pero desde ayer, además, desde ayer rige también la prohibición de comprar dólares para ahorro, que, según la funcionaria, es “transitoria”.

 

En una entrevista con Página 12, la jefa de la entidad monetaria precisó los alcances de la decisión del Gobierno de blanquear el cepo al dólar que en los últimos meses endureció las trabas que el Central ya había resuelto implementar desde noviembre pasado.

 

“Lo único que contemplamos, hasta el 31 de octubre, es la posibilidad de acceder al mercado único y libre de cambios a quienes ya tienen aprobado un crédito hipotecario. Después se terminan los créditos hipotecarios en dólares. Es un paso adelante en la pesificación del mercado inmobiliario”, expresó la funcionaria. La normativa aprobada, en realidad, permitiría comprar dólares con los créditos hipotecarios preaprobados hasta ayer, pero no los que sean preaprobados de hoy en adelante.

 

Marcó del Pont aseguró, además, que la prohibición de comprar dólares para ahorro –que ya regía de hecho pero que ayer fue ocficializada a través de una resolución de la entidad monetaria- será “transitoria. Y justificó el cepo cambiario: “En un escenario de creciente incertidumbre externa por la crisis internacional, donde aumenta la demanda de divisas para atesoramiento, la política económica tiene distintas opciones: aceptar una variación brusca del tipo de cambio, financiar la fuga de capitales con endeudamiento externo o limitar transitoriamente el acceso a los dólares demandados para ahorro”.

 

La presidenta del Central también defendió otra resolución –difundida ayer y anticipada el miércoles por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner- que obliga a los bancos a destinar por lo menos el 5% de sus depósitos a préstamos para empresas destinados a la inversión, en créditos a por lo menos tres años de plazo y con una tasa fija en pesos de hasta el 15,01%.

 

“Hay mucha demanda de préstamos para la inversión que no está cubierta porque los bancos privados ni los contemplan o ponen condiciones imposibles de cumplir”, indicó la funcionaria nacional, justificó. “La inversión productiva es fundamental para el crecimiento económico. La nueva línea de crédito parte de un diagnóstico objetivo de todo el equipo económico: hay mucha demanda para créditos de inversión insatisfecha No va a haber demanda si los bancos exigen a las empresas que paguen en un año y con tasas del 20 por ciento. Las condiciones tienen que ser consistentes con su rentabilidad esperada”, agregó.

 

fUENTE: IECO.CLARIN.COM

CEPO CAMBIARIO Los controles al dólar frenan la venta de inmuebles usados


Frustran operaciones, que caen entre 20 y 30% según inmobiliarias. Se notan bajas en los precios. Y cuando la venta se concreta, hay una gran diferencia entre lo que se pidió y lo efectivamente pagado.

Por los fuertes controles en el mercado del dólar, las operaciones con inmuebles usados están cayendo de manera sostenida . Sólo en la Capital Federal en marzo se contrajo 4,8% respecto de un año atrás , de acuerdo con el Colegio de Escribanos. Sin embargo, no ocurre lo mismo con los emprendimientos desde el pozo que, para subsistir, se pesificaron.

En el caso de los inmuebles usados ya se empieza a sentir el efecto de las menores ventas con un leve descenso de los precios medidos en dólares. También se amplió la brecha entre el precio publicado o pedido y aquel por el que finalmente se termina cerrando la operación.

Una encuesta del especializado Reporte Inmobiliario entre operadores reveló que para el 56% sus ventas cayeron 30% . Todos coincidieron que hoy el que tiene los dólares en la mano, cuenta con una gran ventaja adicional.

En cuanto a los precios que hasta ahora venían subiendo, están empezando a mostrar mayor estabilidad y, en algunos casos, leves bajas que todavía no están reflejando la mayoría de las estadísticas. Y tampoco son reconocidas por las inmobiliarias.

Hasta ahora, solo el Índice de Precios de Viviendas Usadas de la consultora Cdi mostró, durante el mes de marzo, un leve descenso de los precios medidos en dólares, del orden de -1,14% y de -0,76% en pesos.

La tendencia, incipiente, revela que hasta hace poco, el vendedor era quien concentraba más poder que el comprador en las operaciones. “Ahora, esa ecuación se está revirtiendo”, explican los empresarios del sector. “Quien tiene los dólares en la mano esta en condiciones de pactar un precio más bajo y el resultado, por ahora, es una brecha más amplia entre el precio publicado o pedido y aquel por el que finalmente se termina cerrando la operación”, señalan.

“En otros casos, si el vendedor no está apremiado por deshacerse de su unidad y no recibe dólares o un valor muy cercano al que reclama se muestra reticente a vender.Basta ver los carteles de las inmobiliarias con la leyenda: cancelado ”, añadieron.

Esto explicaría, en parte, lo que sucedió en el primer tramo del año, en el que cayó fuerte el volumen de operaciones, con cuatro bajas interanuales consecutivas , un hecho que no se generaba desde noviembre de 2009, según el Colegio de Escribanos de la Capital Federal. Pero los precios no lo reflejaron. Así las cosas los montos operados mostraron una mejora entre marzo de este año e igual mes de 2011, con una avance del 17,4 por ciento.

De todas maneras, en el mercado inmobiliario siempre hay un retraso de cuatro a seis meses hasta que la realidad se ve reflejada en las estadísticas, coinciden los analistas. “Por ahora, lo que se ve es que los precios no suben tanto como antes”, dice cauteloso German Gómez Picasso, de Reporte Inmobiliario. Y también señala que “hay menos gente para comprar propiedades usadas porque prefiere quedarse con los dólares ”.

Según una encuesta on line realizada por Reporte Inmobiliario entre empresarios del sector, en la que se consultó sobre el nivel de actividad, el 56% contestó que sus ventas habían caído más del 30% y otro 30% de los encuestados señaló que la merma era superior al 20%.

De todas maneras, el hecho de que haya menos operaciones no presagia , en principio, una caída de los precios”, opina Gómez Picasso.

En este sentido, muchas inmobiliarias insisten en que los precios se mantienen y hasta incluso siguen subiendo. “Al menos en el corredor norte de la Capital, en términos generales, los valores en dólares de los departamentos siguen aumentado de manera sostenida, especialmente en productos con perfil inversor y en las ubicaciones mas demandadas”, dice Pablo García Fernández, de la inmobiliaria homónima.

Solo resta ver, en los próximos meses, si los precios siguen las expectativas del sector o la lógica de la oferta y la demanda, en un escenario donde conseguir dólares será cada vez más difícil

 

Fuente: clarin.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: